Botones

viernes, 4 de mayo de 2012

Paisajes de Fuengirola

Historia de Fuengirola
Los primeros datos que se tienen se refieren a los fenicios, que llegaron aquí para comerciar con los pueblos de la zona. Fueron ellos los fundadores de Suel, nombre que tendría hasta la época árabe. Edificada al pie de la colina donde se encuentra el actual castillo, edificado por los romanos para protección de la villa de los piratas en sus frecuentes incursiones. Parece ser que Suel es el nombre de una estrella de la constelación de Argos que se divisa desde esta colina nítidamente. En sus inicios como población dedicada a la pesca y a la agricultura.
Con la llegada de los romanos adquirió gran importancia en la Bética, alcanzando la categoría de ciudad federada de Roma en el año 53 d. C. por el Emperador Vespasiano, lo que le permitió mantener fuero e instituciones propias, al igual que ocurriera con la ciudad de Málaga. Como testimonio quedan las termas romanas de Torreblanca, restos de calzada romana (Cañada Real) y piezas de mármol de la cantera de Mijas. Se denominó Suel hasta la edad media
Los visigodos se adueñan de Fuengirola hasta que son derrotados por los árabes en el siglo VIII. Confirma la presencia visigoda la necrópolis hallada junto a las termas de Torreblanca
Los árabes le cambiaron el nombre y la llamaron Sohail. Fue prácticamente destruida por un asalto de los vikingos en el 858. La población se refugio en Mijas y Abderrahman lll en el año 924 reconstruyo el castillo. Durante el período de dominación árabe fue cuna de ilustres escritores como el poeta Abd al-Rahman ibn Hamad al Hassan, El Suhaili.
Fue conquistado por los reyes Católicos en el año 1485 e incorporado a la corona de Castilla el 7 de Agosto de dicho año. Después de esta conquista se reforzó la defensa costera y unos siglos después, en el año 1730 el castillo fue reconstruido con el fin de evitar el intenso contrabando que se registraba en la zona siendo capitán de la costa el conde de Montemar.
Tras la reconquista cristiana en 1.485, los castellanos otorgarían a la población el nombre de una fuente que brotaba al pie del castillo "Font- Jirola".
Aunque este nombre aparece por primera vez en el año 1375 como Fonyarola (atlas catalán de los hermanos Cresques) y en 1439 en el Atlas de Gabriel de Valseca. Ya en el siglo XV ya no se habla de Suhayl, sino de Fuengirola o sus variantes (Fonjirola, Fontgirola, Fuentgirola, Fuentegirola o Fongerola como en el Atlas de G. Rossi 1667)
A partir del siglo XVIII la población cobra importancia como centro de aprovisionamiento de los barcos que se dirigían al Estrecho de Gibraltar y cambia su nombre por el de Fuengirola, derivado del término " girona ", que designaba a las embarcaciones genovesas dedicadas al boliche, cuya presencia era muy frecuente en este puerto malagueño. El término "boliche" ha quedado en el anejo de Santa Fe de Los Boliches, hoy prácticamente unido al núcleo de Fuengirola.
En la guerra de la Independencia fue sitiado por Lord Blayney, general inglés. Refuerzos enviados por el general francés Sebastiani rompieron el cerco y capturaron al capitán inglés. El ejercito de Napoleón fue expulsado de Fuengirola por el general español Francisco Ballesteros en 1812.
En 1812 Fuengirola tenía 60 vecinos como censo de población y aún dependía de Mijas. En 1841 se independizó de Mijas.

 Como todo no van a ser pájaros, aquí os dejo una entrada, dedicada a mi pueblo de acogida desdes hace 34 años.  En este estupendo y magnífica pueblo de Fuengirola, ubicado a 30 kms de la capital (Málaga), he trabajado, criado a mis dos hijos y en el que espero jublilarme. Aunque mis raíces están en Alhaurín el Grande, pueblo ubicado a unos 20 Kms. de aquí y al que voy muy, muy a menudo, porque toda mi familia está allí, me siento muy afortunado de vivir aquí, por su  gentes, por su clima y por calidad de vida.
En esta foto, se puede apreciar una vista nocturna del castillo de Sohail.

 Dos fotos del puerto desde distintos ángulos.
Tres vistas desde distintos lugares de las playas de Fuengirola